“La creatividad espontánea es una afirmación de nuestra naturaleza más profunda”. ~ Richard Moss

Si te sientes atrapado en la inercia, la depresión o el embotamiento, es útil cultivar una práctica de creatividad espontánea todos los días para que tu autoexpresión cobre vida y encuentre su propio lenguaje vivo y elocuente.

Muchas veces las personas piensan que no tienen mucho que expresar o que no saben cómo hacerlo. El miedo, la inseguridad y las dudas se apoderan de ellos y les impide conectarse con su verdadero ser. En estos casos, siempre los motivamos a que se expresen espontáneamente, sin un libreto o un paso a paso, sólo que miren lo que sale. Los actos de creatividad espontánea te mostrarán nuevas cosas sobre tu verdadero ser, ese que se encuentra en lo profundo.

Talleres como el de 30 días de arteterapia, te involucran en un entorno creativo que te aportará y revelará nuevas cosas sobre ti mismo, muchas veces sorprendentes, ignoradas o descuidadas. Este tipo de actividades invita a la reflexión y a plantearse preguntas como: “¿Qué estoy tratando de expresar en este momento?”, lo cual favorece la introspección y la conexión con el momento presente, con el aquí y el ahora, brindándonos claridad y una comprensión más profunda de quienes somos y de lo que estamos experimentando.

 

Un diario visual, es otra manera de ir fortaleciendo esos actos creativos que te beneficiarán enormemente. Puedes tomar 15 minutos para dibuja un mandala, o combinar imágenes con escritura intuitiva. Tal vez al principio no se te ocurran muchas actividades y pueden ser más mecánicas que espontaneas, pero con el tiempo, emergen temas más amplios de sanación y comprensión. A través de una práctica creativa regular, tu mundo inconsciente, desconocido o rechazado, va tomando una forma más clara, a través de un lenguaje vivo, lo que te permitirá no solo conocerte más, sino aceptarte, valorarte e incluso descubrir potenciales increíbles que yacían dormidos, te permitirá ver las cosas desde una mirada diferente, desarrollando una nueva sensibilidad ante la vida.

Muchas veces sólo es necesario seguir nuestra intuición o las señales que percibamos para encontrar maneras creativas de expresarnos. No sólo debe ser a través de la expresión artística, aunque muchas veces puede ser la de mayor impacto, también puedes establecer una conexión creativa y espontanea con la naturaleza, con el deporte, con algún hobbie o pasatiempo, etc.

Independientemente del cómo, la expresión creativa es necesaria porque te permite drenar, liberar, hacer catarsis, conectarte con algo que te trascienda, te brinda la posibilidad de ir más allá de tu yo preocupado, estresado, enojado e incluso herido y encontrar alternativas para sanar y vivir una vida más plena con bienestar físico, mental y emocional.

En ITeMCA nos enfocamos en desarrollar actividades que nutran la expresión creativa, porque conocemos el enorme poder sanador que puede representar para la vida de cualquier persona. Talleres como 30 días de arteterapia son el mejor ejemplo de ello, el cual representa un buen comienzo para la creación de espacios espontáneos de creatividad. A través de una gran variedad de actividades de expresión artística (pintura, dibujo, collage, música, arcilla, etc.), tendrás la oportunidad de conectarte de una forma amorosa y significativa contigo mismo, con tus emociones, sueños, valores, creencias y más, lo que favorecerá tu camino de bienestar y desarrollo personal y emocional.

“Solo en espontaneidad podemos ser quienes realmente somos“. ~ John Mclaughlin

 

Te invitamos a conocer más del taller online 30 días de arteterapia (El cuál está en 50% de DESCUENTO hasta el 31 de marzo de 2018), haciendo clic acá: 30 días de arteterapia

 

 

¿Quieres más artículos como éste?
Suscríbete a nuestra newsletter y recibe semanalmente en tu email nuestras noticias.